Campaña con el hambre de Manos Unidas

campaña contra el hambre, Manos Unidas.

Queridos hermanos en el Señor,

Como todos los años, el domingo 12 de febrero, la Iglesia celebra la campaña contra el hambre, iniciativa de Manos Unidas, con el lema: “el mundo no necesita más comida, necesita más gente comprometida”. Con este lema, Manos Unidas intenta de explicar que al menos un tercio de nuestros alimentos acaba en la basura, de una parte, y de otra parte hay 800 millones de personas que siguen pasando hambre en el mundo. En el mundo producimos lo suficiente para alimentar el doble de la población mundial actual. ¿Qué pasa? ¿Porque aun podemos hablar de gente que muere de hambre? De otra parte, debemos hablar del compromiso con una concepción de los alimentos como comida para las personas y no como negocio. Una agricultura sostenible y un compromiso con el aprovechamiento integral de la producción puede evitar la perdida y el desperdicio de alimentos. Manos Unidas se compromete a: denunciar la especulación con el precio de los alimentos, la sensibilización y la capacitación sobre productos sustitutivos y la creación de reservas alimentarias y la gestión de excedentes al nivel local. No podemos olvidar que la cosecha debe ser respetuosa con el medio ambiente, y que debe garantizar el consumo local. Como lo dijo el Papa en su exhortación apostólica capitulo I Laudato Si: “el clima es un bien común, de todos y para todos…, como conocemos bien la imposibilidad de sostener el actual nivel de consumo de los países más desarrollados y de los sectores más ricos de las sociedades, donde el hábito de gastar y tirar alcanza niveles inauditos. Ya se han rebasado ciertos límites máximos de explotación del planeta, sin que hayamos resuelto el problema de la pobreza.

Comparte esto: